sábado, 18 de febrero de 2017

O empiezo hoy o no empiezo nunca

Es una lata, pero pasa.

Tener buenas ideas, compartirlas, que otra persona las celebre y comparta, y que se entusiasme con tremendas ganas de llevarlas a cabo, como un equipo.

Y que luego de eso, haya un par de reuniones para desarrollar estas tremendas ideas, para hacerlas realidad pronto.

Para que empiece a pasar tiempo y más tiempo, y las dichosas súper ideas se empiecen a poner rancias de la dejación.

Y al final nunca se lleven a cabo.

Eso me ha pasado, ya un par de veces seguidas. Y me cansé.

¡Me aburrí! ¡No estoy dispuesta a dejar morir esta OTRA idea, porque mi equipo no tiene tiempo o ganas o lo que sea que pase!

Así que tomé esta decisión. Porque a mí el tiempo tampoco me sobra, y no puedo perder neuronas que ya gasté.

Me lancé HOY a comenzar los detalles para realizar esta idea, por mi cuenta y con los riesgos que todo eso implique.

Porque o empiezo hoy, o no empiezo nunca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario